• Bienvenido al sitio del Club Atlético Tucumán
  •  

Notas

  • Atlético cayó como local ante Gremio, y la serie se definirá en Brasil. 

No fue la mejor noche para Atlético Tucumán, que tropezó (2 - 0) en su estadio ante Gremio de Porto Alegre, en el partido de ida de los cuartos de final de la Copa Libertadores.

Everton y Alisson marcaron los goles del equipo visitante, que jugó con un hombre más todo el complemento por la expulsión de Gervasio Núñez, a instancia del VAR.

Antes, Tito Noir se había retirado lesionado en una desafortunada jugada en la que chocó contra un cartel publicitario. 

Ahora, la serie quedó cuesta arriba. "Dificíl, sí, imposible jamás" se escuchó una y otra vez en los pasillos del Monumental apenas terminado el partido. Porto Alegre, allá vamos, por un milagro más.